Saqueador de PDVSA Víctima de Robo en RD

0

Eudomaro Carruyo, el venezolano a quien le robaron 400 mil dólares en efectivo en República Dominicana, formaba junto con su padre y su madre una de las mafias que saquearon a PDVSA.

La familia Carruyo, supuestamente se apropió de más de mil millones de dólares, amparados en su amistad con Hugo Chávez y el expresidente de la estatal petrolera Rafael Ramírez, este último despedido de su cargo como funcionario de la ONU, acusado de corrupción.

Carruyo, es además prófugo de la justicia norteamericana donde lo buscan por homicidio en segundo grado.

El sujeto estrelló un auto Lamborghini y su acompañante murió en el accidente. La policía de Miami Dade, determinó que  Carruyo, conducía ebrio y le fijaron fecha para un juicio.

Sin embargo, el delincuente pagó una y huyo de Estados Unidos para radicarse en República Dominicana, donde según trascendió goza de la protección del gobierno.

Una fuente señalo que las autoridades en ese país caribeño le brindan un servicio de guardaespaldas para que al “bolichico” chavista no le pase nada.

Sin embargo, pese a las consideraciones de las autoridades en la isla, dos delincuentes burlaron el anillo de seguridad del venezolano y arrasaron con su caja fuerte, cargando con 400 mil dólares, la cartera con 8 mil dólares más, relojes de marca y artículos de diseñadores.

La madre de Carruyo alegadamente  participo en diferentes actividades para lavar millones de dólares en sociedad con su esposo Eudomario Carruyo, director de finanzas de Petróleos de Venezuela y considerado actualmente por las autoridades de ese país, como miembro de la mafia que lideraban Ramirez, Eulogio de Pino y Nelson Martínez, que estafaron a la nación venezolana con más de 30 mil millones de dólares, según denunció del expresidente del Banco Central, George Giordani.

Las autoridades norteamericanas iniciaron un proceso para extraditar a Carruyo, porque el sujeto dejo una deuda de casi 200 mil dólares en un hospital de Miami y además, debe pagar por el homicidio ocurrido en esa ciudad.

 

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *